Y un día, cruzaron de vereda

Ricardo Gareca y Oscar Ruggeri habían sido los futbolistas más destacados de Boca Juniors durante los peores años de la institución a nivel directivo. 1983 y 1984 fueron dos temporadas de pesadillas por Brandsen 805 y por ello, sus contratos no fueron renovados. Ellos se consideraron con el pase en su poder por ese motivo y durante el caliente verano de 1985, lucharon por la libertad de acción que el club no les quería otorgar.

A tanto llegó la situación que se decretó una huelga, con casi todos los planteles de pre-temporada y se postergó por dos semanas el torneo de verano. Finalmente, cuando enero se despedía, el Presidente de River, Hugo Santilli, consiguió lo que tanto anhelaba: que las dos figuras de Boca cruzaran la vereda y se colocaran la casaca de los “millonarios”.

Con los pases concretados, ambos futbolistas posan sonrientes sobre el verde césped de su nuevo club. Gareca estuvo apenas 6 meses, ya que en julio emigró al América de Cali, mientras que Ruggeri estuvo hasta mediados de 1988, siendo parte del plantel que ganó todo en 1986.

Otro detalle de esta tapa es la carta abierta de Víctor Hugo a Menotti, donde salía a luz una enorme polémica que duraría muchos años y terminaría en los estrados judiciales.


Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: