¡Ponete las pilas!

Existen marcas que parecen indelebles al paso del tiempo. Este es el caso de las pilas Eveready, creadas en los Estados Unidos a fines del Siglo XIX y que prontamente desembarcaron en nuestro país.

Como todo producto, ha tenido avances a lo largo de los años, con modificaciones y cambios varios, pero para toda una generación (los que andamos entre 45 y 35) las pilas Eveready, serán por siempre las rojas, con el inconfundible logo del gato negro cruzando por el orificio del número 9.

 

En los `70 y `80, proliferaron en kioskos y ferreterías, algunos otros productos derivados del original, como las pilas más grandes, los probadores de las mismas y los carteles de abierto/cerrado de los negocios del ramo.

 

Pero dos cosas han quedado más firmemente afincadas en el recuerdo y en la memoria emotiva: su slogan “Una pila de vida” y su canción, que nos acompañó durante años en las tardes de sábados y domingos futboleros, junto a nuestros viejos, tíos o abuelos, compartiendo el relato de Muñoz o de Víctor Hugo, desde cualquier punto del planeta. Aquí está la publicidad televisiva de 1983 con pinturas de época (imágenes de New York City en el comienzo y final, las primera apariciones de los walk man, los iniciales grabadores a doble cassettera, etc). Para que no se nos sulfaten los recuerdos…


Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: